viernes, 18 de enero de 2008

Miedo a ti

De kilómetro en kilómetro
viajo hasta tu ausencia.
No tienes nombre, no tienes cara;
sólo sé que eres.
Busca en tus bolsillos la llave,
sí; ésa que encaja justo en mí.
¿Quién será, será... ?
Te supongo ojos de poker
o quizá de color desengaño.
Ja.
Volvió el miedo.
Miedo a ti;
el misterioso desconocido.

3 comentarios:

baston -largo dijo...

Magnífico, maravilloso es dejar por un momento de estudiar y encontrarse con un texto así, verdaderamente una y única escritora.Espero que superes ese miedo hacia ese alguien, porque no hay nadie realmente que se merezca producir tal sentimiento en otro, o que simplemente sea producto de los delirios en tiempos de exámenes.besos

Alize dijo...

Pues muchas gracias, Bastoncillo, en efecto soy "la única" Juas.
Este miedo simplemente es el que se avecina a la tempestad de lo desconocido, de la incertidumbre; y sí... Quizá tiene algo de locura examinatoria.
Un beso

Arwen dijo...

Mejor no temer a nada, epro es difícil.